el blog del nigger: Carrera rara



lunes, 11 de junio de 2007

Carrera rara

El fin de semana se corrió el GP de Montreal, donde hubo muchos accidentes desde las prácticas libres del viernes. Heikki Kovalainen tuvo un terrible fin de semana al chocar viernes y sábado, incluyendo en la calificación que lo hizo arrancar en último lugar. Pero Kovalainen acabó en 4o lugar, osea que al final se le revirtió la mala suerte.

Otro que fue beneficiado por la carrera fue Takuma Sato, que con su Super Aguri terminó 6 adelante de Fernando Alonso a quien rebasó en pista, límpiamente.

Ambos pilotos (Takuma y Heikki) se beneficiaron en la carrera por 5, sí ¡cinco! salidas del auto de seguridad a la pista, por accidentes en zonas peligrosas, y dado que es una pista muy rápida, con largas rectas, cada uno de los accidentes tenía implicaciones para los otros y el auto de seguridad salía unas vueltas para entrar 5 vueltas después nuevamente y volver a salir otras 3 vueltas y así.

De los accidentes más aparatosos, fue el de Robert Kubica, de BMW que terminó en el hospital y mantuvo a casi todos los pilotos en angustia por saber si estaba bien (si no, vean las declaraciones aqui) pero ya al final iba a ser dado de alta el día de hoy y su participación en Indianápolis será decisida el jueves.

El que no dio una fue Alonso, que se salió varias veces de la línea ideal de la pista, cortando por el pasto sintético e incluso cuando salió el auto de seguridad entró a pits sin permiso, debido a que ya no tenía combustible y recibió una penalización de 10 segundos.

Fue rebasado en la primera curva por Heidfeld y su afán por alcanzarlo tuvo consecuencias en sus frenos y de ahí que se saliera tantas veces y deteriorar su desempeño al grado que hacia el final, Takuma Sato lo rebasó sin muchos problemas.

Y por su puesto Hamilton se llevó la carrera al ganarla de punta a punta y logrando su pirmer triunfo en la F1 y siguiendo en la ruptura de récords para un piloto novato.

La nota mala la dieron Felipe Massa de Ferrari y Fisichella de Renault al salir de pits cuando estaba el auto de seguridad en pista e ignoraron el semáforo rojo que se los impedía. Obviamente fue malo ignorarlo, porque los descalificó, sino que ambos dijeron que ni se habían fijado en él. Esto demuestra que se debe de tener más cuidado en hacerle caso a las advertencias para evitar futuros accidentes en la categoría.

El que sí lo vió fue Kubica que a la postre tendría el más aparatoso de los accidentes y demostró que el sistema HANS sí funciona. EN la carrera se dice que había mucho aceite, producto de las carreras de otras categorías que se corrieron horas antes del Gran Premio y que pueden provocar que se tengan que programar otro día para evitar acciedentes en la carrera principal.

Ahora viene Indianápolis corriendo a contraflujo una curva y la recta principal del óvalo que alberga la carrera más famosa del mundo.

Nigger

Etiquetas:


1 Comments:

Blogger El Autor Pre-Crisis dice...

Estoy totalmente de acuerdo en que nunca se puede tener suficiente cuidado para evitar futuros accidentes en la categoría.

En primer lugar yo votaría por pintar todos los vehículos de un mismo color, uno que vaya con la nueva filosofía de seguridad, por ejemplo el rosa. Segundo, no importando en que lugar queden, se les daría un trofeo a todos, así evitamos la competencia insidiosa. Y por último, si se cambiaran los autos por triciclos, los corredores podrían dar las vueltas a la pista, apoyándose y cuidándose tanto física, emocional como psicológicamente, tomados de la mano en parejas, es decir, por equipos.

(Lo triste de este sarcasmo, es que no extraño las épocas cuando verdaderos hombres corrían y arriesgaban el físico en la formula uno, extraño las épocas cuando verdaderos hombres veían la F1...)

martes, junio 12, 2007 10:23:00 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home

2009

Próximos eventos deportivos