el blog del nigger: Guerra de 4000 años



martes, 1 de agosto de 2006

Guerra de 4000 años

El actual conflicto Israel - Líbano que muchos conocen como un conflicto histórico y religioso o fundamentalista tiene su origen o base en una historia que muy pocos conocen en su parte central. Pero primero, para explicar esto, hay que tener conciencia de varios aspectos que se refieren a estas vinculaciones.

Tanto Israelíes que creen en Jehová, como los árabes y palestinos musulmanes que creen en Alá, se refieren al mismo Dios supremo que creen católicos y protestantes en la figura de Dios Padre. Esto es importante por la interpretación que tiene orígenes bíblicos y de historia teocrática en ambos pueblos y por el que se puede entender la empatía de muchos países hacia la postura israelí.

Establecido este dato, hay que remontarnos precisamente a la historia de estos pueblos. Hace unos 2700 años antes de Cristo, fue el diluvio que casi exterminó a la raza humana, según la cronología de la teoría del creacionismo y la humanidad derivada de Adan y Eva. Fua hasta el año 2000 a.C. aproximadamente cuando Dios se manifestó a Abraham diciéndole que con él establecería un pacto.

Abraham vivía Ur de los Caldeos, cerca del río Éufrates, en el territorio que actualmente está en el este de Irak, y Dios le dijo que se saliera de ahí hacia el occidente, rumbo al Mediterraneo prometiéndole que le daría toda la tierra que vieran sus ojos a él y a su desendencia por herencia. Abraham tenía una esposa que era estéril y cuando Dios le hizo esa promesa le dijo que la herencia sería del hijo de su esposa, pero Abraham y su esposa, en un intento humano por darle sentido a la promesa del pacto, hicieron que Abraham tuviera un hijo con una siervienta de ella naciendo así el primogénito de Abraham: Ismael, sin embargo Dios también le dio después un hijo de su legítima esposa llamado Isaac.

La promesa de la herencia de la tierra era para Isaac y no para el primogénito Ismael, y hay que tomar en cuenta que Isamel tuvo 12 hijos que fueron los príncipes árabes que acutalmente poblan los territorios de Irak, Iran, Arabia Saudita, Yemen, Omán, Egipto, Siria, Kuwait, Líbano y Jordania, pero como la herencia de la tierra era para Isaac, los árabes reclaman que la tierra es suya por el hecho de haber sido Isamel el primogénito de quien recibió la promesa.

Isaac tuvo dos hijos llamados Esaú y Jacob, que posteriormente le fue cambiado su nombre por Israel y la promesa de la tierra por herencia recayó sobre Jacob, siendo Dios mismo quien le ratificó dicha promesa de que toda la tierra que vieran sus ojos, desde el Éufrates hasta Egipto, sería para su descendencia. Esaú por su parte tuvo dos hijos de quienes descienden los palestinos, quienes también reclaman para sí la promesa de la tierra.

Todo este contexto histórico es el que derivó el conflicto en 1948 cuando las Naciones Unidas decidieron darle a Israel nuevamente un territorio en la costa del mediterráneo. A partir de ese año, los israelíes han estado, primero a la defensiva protegiendo su nuevo territorio y segundo, expandiéndose hacia los territorios que consideran suyos. Israel se estableció como la nación fuerte de la región, apoyado por Estados Unidos y los países de Europa Occidental quienes le han dado apoyo en casi todos sus conflictos con sus "primos" árabes. Isarel fue la primera nación de la región en tener ármas nucleares y siempre han superado a sus enemigos en la guerra; y los territorios que han perdido los han cedido por negociaciones politicas y presiones internacionales y no por medio de la guerra.

Los árabes han recurrido principalmente a mermar a los israelíes con atentados terroristas que tuvieron su aparición a nivel internacional en la matanza de los atletas judíos en las olimpiadas de Munich en 1972 dandole al mundo una muestra de lo terrorífico que pueden ser los métodos de matanza por hacer prevalecer una ideología.

Uno de esos grupos terroristas y que ha sido el único que ha logrado invadir con éxito el territorio de Israel es el Hezbolá que fue formado principalmente por palestinos, inmiscuyéndose como fracción política en el Líbano llegando a ser parte del parlamento... es como si tuvieramos un partido politico que fuera del EZLN en el congreso. Este grupo Hezbolá, desató una guerra contra Israel en donde las represalias no son recíprocas y han derivado en ataques que han desaparecido en gran parte la ciudad e Beirut, argumentando, lo israelíes, que deben de acabar con los palestinos terroristas que componen al Hezbolá. Según los textos bíblicos, los palestinos están destinados a ser extermiandos de la tierra y bajo este argumento, se han llevado acabo constantes ataques a sus poblaciones en la última década en los territorios de la franja de Gaza. Israel ha comenzado la invasión al Líbano y ningun país árabe ha tomado acciones de estado o militares para deternerlos, quedándose únicamente con la condenación a tales intervenciones militares y mandar voluntarios a pelear en el Líbano, pero que no cuentan con entrenamiento militar adecuado.

La guerra contra el Líbano de parte de Israel puede derivar en dos vertienes: O queda exterminado el grupo terrorista Hezbolá con la consecuente pérdida de parte del territorio libanes en favor de Israel o el Líbano expulsa a este grupo que no tendría otra alternativa mas que refugiarse en la franja de Gaza en dónde serían el pretexto ideal de Israel para acabar con la población palestina que radica allí.

El territorio que Israel debía poseer según la herencia que les prometió Dios a Abraham, Isaac y Jacob dista mucho de lo que actualmente ocupan, pero conforme pasan los años, que desde el inicio del conflicto son como 4000, parece que un estancamiento en cuanto a los límites de las fronteras en el Oriente Medio se vislumbra lejano. Habra que ver que pasa...

Nigger

Etiquetas:


2009

Próximos eventos deportivos